La noche es la mitad de la vida, y la mitad mejor. Goethe



jueves, 5 de junio de 2014

CAZA DE BRUJAS

¿Es usted un profesional competente y preparado? ¿Tiene usted una formación de primera línea y desempeña sus funciones con eficacia, orden, esmero y gran dedicación? ¿Los resultados de su gestión profesional permiten que su empresa se sitúe a la cabeza y sea punta de lanza en su sector, tanto a nivel nacional como fuera nuestras fronteras? ¿Es usted un gerente comprometido que siempre vela por la coherencia interna y defiende a capa y espada al equipo técnico que dirige? ¿Sí? ¡Pues esté atento! ¡Su destitución inmediata y fulminante puede estar al caer!

No, no son incongruencias lo que acabo de decir. Ocurre en nuestro país. El caso más reciente lo tenemos en la persona del Dr. David Galadí-Enríquez, cesado hace unos pocos días en su cargo de Jefe de Astronomía y responsable de comunicación del Centro Astronómico Hispano Alemán de Calar Alto. No nos engañemos, quieren cargarse Calar Alto y estamos asistiendo a una particular caza de brujas. Así, el tribunal inquisitorial acecha desde la sombra y conspira con ruin cobardía para eliminar la valía y el talento,  y para diluir paulatinamente los éxitos científicos y la relevancia internacional del CAHA. Serán sus justificaciones para echar el cerrojo al amparo de la dichosa crisis. Cuando en otros lugares se apuesta por la Ciencia como baluarte y garantía de futuros más prometedores para las generaciones venideras, aquí hacen lo contrario: escatiman presupuesto para la investigación, cuando no cierran las instalaciones. Una verdadera tristeza.

Poco más comentar, las reacciones ante esta destitución, no ya injusta, sino absurda, han sido abundantes en los medios durante estos días. Conozco a David Galadí desde hace varios años y conozco también su talante de cooperación con los amateurs y sus grandes dotes de divulgador. Enseguida dijo sí cuando los editores de OED le propusimos que escribiera un artículo para colaborar en la revista. Coincidí con nuestro querido Perito en Lunas hace pocos días en el CEA de Granada. Como no podía ser de otra forma, estuvo en primera fila con otros tantos profesionales y amateurs para reivindicar que Sin Ciencia el mundo se para. No dejo de pensar si entre nosotros no habría un infiltrado inquisidor cazador de brujas.

 David Galadí, en primer plano. Compartimos mesa en la Asamblea General de Cel Fosc que se celebró en 2011 en Valladolid.

Salvemos Calar Alto.

David, tienes nuestro apoyo y nuestra admiración, lo sabes. Ad Astra.

Transcribo una carta en defensa del Dr. Galadí-Enríquez, firmada por el Presidente de Cel Fosc, Fernando Jáuregui, un documento exquisito dirigido a quien corresponda.

Estimado Sr.:
me dirijo a Vd. en representación de la Junta Directiva de Cel Fosc, Asociación contra la Contaminación Lumínica, entidad que agrupa a personas de toda España que defendemos la oscuridad natural de la noche y que representa a más de cien personas físicas que son socios directos y a varios miles a través de las agrupaciones astronómicas, medioambientales, empresas de iluminación, etc. asociadas institucionalmente.
Queremos hacerle llegar la sorpresa y el malestar que ha generado en nuestra asociación la decisión de cesar al Dr. David Galadí Enríquez en sus funciones de responsable de comunicación del Centro Astronómico Hispano Alemán de Calar Alto.
La sorpresa es evidente ya que la labor en dichas funciones que ha desarrollado el Dr. Galadí ha sido intensa y fructífera. Su trabajo ha permitido dar a conocer a la sociedad española una imagen muy positiva de este centro de ciencia, divulgando sus logros científicos y la calidad tanto de las investigaciones como de sus magníficas instalaciones.
Nunca había estado tan presente el CAHA en los medios de comunicación y en los foros de astrónomos profesionales y amateurs como desde que el Dr. Galadí se hizo cargo de las funciones por las que ahora ha sido cesado. La sorpresa es aún mayor cuando se prescinde de los servicios de un profesional que se ha ganado el prestigio y el reconocimiento de la comunidad astronómica nacional e internacional. En sus numerosas publicaciones, conferencias, asistencias a congresos, seminarios, talleres, etc. además de apariciones en medios de comunicación, siempre ha ligado su propia imagen a la institución para la que trabaja. No tiene ningún sentido que el CAHA prescinda de los servicios que el Dr. Galadí estaba realizando, máxime cuando se trata de una de las figuras más relevantes del panorama nacional en divulgación y comunicación social de la ciencia.
Para quienes defendemos el valor de la oscuridad natural de la noche, las aportaciones del Dr. Galadí han sido de la máxima importancia abarcando todos los niveles de la administración: local, regional nacional e internacional. La defensa del cielo de Calar Alto frente a la contaminación lumínica es uno de los hitos más importantes y de su aplicación depende en buena medida el futuro de ese gran observatorio. Como responsable de comunicación del CAHA, el Dr. Galadí ha contribuido desde todos los ámbitos, no solo científico sino también administrativo, formativo, legal, divulgativo, organizativo, etc. en la tarea de conseguir una iluminación nocturna que sea más respetuosa con el medio ambiente y con nuestra salud, más sostenible desde el punto de vista energético y presupuestario y más racional. Así lo demuestra su participación activa en la redacción del Reglamento para la Protección de la Calidad del Cielo Nocturno frente a la contaminación lumínica y el establecimiento de medidas de ahorro y eficiencia energética (Decreto 357/2010, de 3 de agosto), su implicación en la mejora (Decreto 75/2014, de 11 de marzo), desarrollo y divulgación pública de esa normativa, su participación como ponente en numerosos congresos nacionales e internacionales sobre protección del Medio Nocturno y la organización de varios de ellos, la dirección de las cuatro ediciones del Curso de Fotometría Astronómica para la medición de la contaminación lumínica (precisamente en las instalaciones del CAHA en Calar Alto), su pertenencia a la Red Española de Estudios sobre Contaminación Lumínica, por citar sólo algunos.
No es casualidad que el Nodo Español para el Año Internacional de la Astronomía 2009 designara al Dr. Galadí como “Coordinador de actividades en Observatorios Astronómicos” lo cual debe de valorarse en su justa medida en un país que cuenta con instituciones e instalaciones punteras a nivel mundial en este campo de la Ciencia.
Por todo ello nos parece un gran error el cese del Dr. Galadí en sus funciones como responsable de Comunicación del Centro Astronómico Hispano Alemán de Calar Alto y le pedimos encarecidamente que reconsidere su decisión. La Ciencia necesita más figuras como la suya para que pueda cumplir la función social que se le supone. Es necesario que el ciudadano conozca qué hacen los científicos con los presupuestos públicos y para ello es fundamental que personas comprometidas y con conocimientos, formación y actitudes como el Dr. Galadí realicen sus funciones en condiciones adecuadas.
Espero sinceramente que atienda nuestra petición por el bien y por el futuro del Centro Astronómico Hispano Alemán de Calar Alto, de la Astronomía española, de la Ciencia y por el futuro de nuestra sociedad que, ahora más que nunca, necesita de referentes sólidos para construir un futuro más prometedor.

En Pamplona a 3 de junio de 2014
Fernando Jáuregui Sora
Presidente de Cel Fosc, Asociación contra la Contaminación Lumínica

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada