La noche es la mitad de la vida, y la mitad mejor. Goethe



jueves, 5 de febrero de 2009

BALANCE DE UN MES INTENSO

El próximo día 8 se cumplirá un mes desde que El Observador de Estrellas Dobles vio la luz. Ha sido un mes intenso que ha estado lleno de satisfacciones. La aceptación de la revista ha superado todas nuestras previsiones y es momento, por tanto, de hacer balance de lo conseguido y, por otro, de agradecer a todos los que habéis mostrado algún interés por esta iniciativa. Así que… ¡¡muchas gracias!!
Cuando tres amateurs de medios y tiempo limitados deciden embarcarse en una aventura de este tipo lo hacen por puro amor al arte. Y es cierto. La verdad es que fueron muchos los ratos dedicados a planificar todo esto: determinar fechas, contactar con autores, realizar correcciones y diseño, crear un espacio para albergar la revista, gestiones para darla a conocer… Pero, sin ningún género de dudas, lo hacíamos con la intención de crear algo que tuviera una utilidad. Y parece que, en ese sentido, lo hemos conseguido. Hagamos un pequeño balance.

En un mes se han producido más de 2200 visitas al blog que aloja la revista. Nunca hubiéramos pensado que un boletín dedicado a las estrellas dobles pudiera atraer a tantos curiosos e interesados por lo que hacemos los doblistas. Pero casi más sorprendente ha sido la distribución de las visitas que hemos recibido: prácticamente de todos los países desarrollados del planeta. Es evidente que la amplia mayoría son de países de habla hispana (especialmente de España y nuestra querida Argentina), aunque también se percibe un importante número de visitas de otros países europeos (Francia, sobre todo) y de EE.UU. La sorpresa fue mayúscula cuando vimos, atónitos, que la primera semana había generado más de 600 descargas directas. Y en todo ello no tenemos en cuenta las lecturas on-line de la revista. No podemos más que mostrarnos satisfechos.


La repercusión de la revista en los medios ha sido, casi, más sorprendente todavía. Hagamos un repaso. Apareció, por ejemplo, ocupando toda la contraportada de un periódico importante como es el Diario de Valladolid-EL MUNDO bajo el titular de “Conectados con el resto del mundo por las estrellas dobles” por Iñigo Arrue Pinto.

Igualmente, han sido muchos los blogs y páginas web del mundo astronómico los que han puesto enlances para acceder al de la revista. Nos dedicaron algunos ratos en el fantástico podcast de “El cinturón de Orión” o en “Desde el Sur… explorando el Cosmos” el programa realizado y emitido desde Argentina a través de RadioKosmos de México. La revista española AstronomíA nos hace una reseña en el número de febrero. Y, por si fuera poco, nos han hecho una entrevista, larga, muy larga, para ser emitida en el programa 120 del podcast argentino anteriormente aludido (¡¡gracias Ricardo Sánchez por ayudarnos a difundir esta iniciativa por todo el mundo!!).


Pero es que, además, no sólo los medios amateurs se han hecho eco de la existencia de “El Observador”. El Observatorio Naval de los Estados Unidos (USNO) nos cita en su “Library” de enlaces dedicados a la investigación, observación y estudio de estrellas dobles. Gracias a las gestiones de Edgar este hecho se produjo con una rapidez asombrosa. Quizá no sea necesario recordar que el USNO es el encargado de mantener y actualizar el WDS, el catálogo de dobles por excelencia.


Pero no queda ahí la cosa. El ADS es una “hemeroteca digital” que contiene todas las ediciones de revistas relacionadas con la Física y la Astronomía. Allí aparecen todas las publicaciones profesionales de Universidades, centros de investigación, observatorios… pues bien, igualmente las gestiones de Edgar nos han permitido que “El Observador” figure entre ellas bajo las siglas de OED.. No está mal para una publicación hecha por tres aficionados a las estrellas dobles.



El pasado día 20 de enero nos fue concedido, además, el ISSN (como podéis ver en el blog de la revista), el código internacional de publicaciones periódicas que, de alguna manera, legitima la existencia de la revista y le da carácter “oficial”.

Como decía al principio, no está mal para el primer número. Sin duda alguna, lejos de euforias sin sentido, todo esto nos debe animar a seguir luchando para que la revista se consolide. Estamos empezando a poner los primeros ladrillos de este portal que queremos que sea OED. Ojalá consigamos que nuestro objetivo principal se vaya cumpliendo: reunir a todos los interesados en las estrellas dobles en torno al boletín, de manera que sirva para formar, informar y divulgar nuestros trabajos e investigaciones. Queda mucho por hacer y también mucho por mejorar; estamos aprendiendo sobre la marcha.

El nº 2 debe estar “en la calle” el próximo 1 de mayo. Ya estamos trabajando en él. Y está completamente abierto a vuestras sugerencias y aportaciones.

Gracias por vuestro recibimiento.

Los editores


Nota: el presente artículo se ha publicado conjuntamente por los tres editores de OED en sus respectivos blogs: Cuaderno de Observación de Rafael Benavides y La Décima Esfera de Juan-Luis González.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada